Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de junio 9, 2013

CORRECCION DE PTOSIS, SIN CICATRIZ

La cirugía de la ptosis palpebral puede ser una de las más complejas de la cirugía oculoplástica, por la anatomía del párpado superior y los mecanismos neurológicos que intervienen en la elevación del párpado.
La conjuntivo-müllerectomía  es un  procedimiento se realiza bajo anestesia local. Consiste en evertir el párpado superior y retirar por atrás de éste un segmento de conjuntiva y músculo de Múller, lo que puede elevar el párpado de 2 a 4 mm, sin dejar una cicatriz cutánea.
Las indicaciones principales de este procedimiento son las ptosis leves, adquiridas o congénitas, que en párpados con una función del músculo elevador mayor a 10mm y que responden satisfactoriamente al test de fenilefrina al 10%. Es un procedimiento rápido, predecible y de pocas complicaciones.  

¿Qué provoca el temblor del párpado?

MIOQUIMIA PALPEBRAL
La mioquimia palpebral es a contracción espontánea del músculo orbicular. Es típicamente unilateral,  y con más frecuencia se presenta en el párpado inferior.  En la mayoría de casos  es un proceso benigno que no se relaciona a ninguna enfermedad. Por lo general, dura pocos días, aunque ocasionalmente puede durar varios meses. Los factores desencadenantes pueden ser el estrés, el cansancio, ejercicio extenuante y el exceso de cafeína y de alcohol. Ocasionalmente, la mioquimia palpebral puede ser el inicio de un hemiespasmo facial o de un blefaroespasmo esencial. En los pacientes con mioquimias faciales o hemiespasmo facial, se puede solicitar una resonancia magnética nuclear cerebral para descartar alguna causa orgánica. En los casos severos se puede colocar  toxina botulínica en el músculo orbicular comprometido.